MANTECADOS DE CANELA

#Postres y dulces 23 noviembre 2014

Se acerca la Navidad y nada más típico de estas fechas que unos mantecados de canela. Hoy mi casa huele como las calles de Rute en estos meses: a canela, ajonjolí y anís. Son varios años ya los que llevo haciendo esta receta y siempre salen estupendos, además de facilísimos de hacer. Estoy segura de que os van a encantar.

Ingredientes:



  • 500 gr de harina de repostería

  • 250 gr de manteca de cerdo a temperatura ambiente (he usado ibérica marca ElPozo)

  • 170 gr de azúcar glass (preparada con antelación en el Thermomix® )

  • 1 cucharada(sopera) de canela (recién molida a ser posible)

  • Semillas de sésamo (ajonjolí)


Preparación previa (día anterior)

Debemos secar la harina previamente, para ello la ponemos en una bandeja de horno que habremos forrado previamente con un papel sulfatado (papel de horno). Ponemos calor arriba y abajo a una temperatura de  70º - 80º durante una hora u hora y media. Si lo realizamos en la víspera mucho mejor, pero si no podéis al menos tendrá que pasar el tiempo suficiente para que se enfríe totalmente la harina.

Si cuando la vayáis a utilizar se ha quedado hecha "bolitas" tamizarla ligéramente, poniéndola durante 30 seg en velocidad progresiva hasta el 10.

Preparación

  1. Poner en el vaso la manteca de cerdo, la canela, el azúcar glas y la harina.

  2. Programar 20 seg., vel. 6. Vuelca la mezcla en un bol,  tapa con film transparente e introduce en el frigorífico 1 hora.

  3. Sacar del frigorífico y extender la masa sobre la zona de trabajo —por los bordes se abre, pero luego se va arreglando—. Dejarla gordita (unos 2 cm) y pasar suavemente el rodillo para igualar la superficie. Usar un catavinos o un molde de galletas pequeñito a manera de cortapastas, e ir haciendo los mantecados. Espolvorear con semillas de sésamo.

  4. Precalentar el horno a 200˚durante 20 -25 minutos, calor arriba y abajo e introducir los mantecados a una altura media-alta —un poco más debajo de la que usemos cuando vamos a gratinar la pasta— durante 15 minutos . A partir del minuto 8 - 9 (depende del horno) poner sólo el grill y dejarlo unos minutos más, hasta que estén ligeramente tostados. No dejéis de mirar durante este tiempo, porque dependiendo de la potencia del grill se pueden quemar.

  5. Retirarlos del horno, y cuando estén fríos, envolver en papel de seda o guardar en un recipiente hermético.


¡Seguro que os saben a poco!

Así que no dejéis de visitar el blog, pues en unos días vuelvo con la receta de los polvorones de almendra, que están aún más exquisitos... ¡si es que eso es posible!

¡Feliz domingo a todos!

MANTECADOS DE CANELA